Confrontación ante una inédita pandemia mundial


Sí. Toparnos con una inédita pandemia mundial de dimensiones desconocidas y catastróficas definitivamente puso a prueba a todos a quienes a las tablas nos dedicamos. De eso ni duda cabe y vaya que se habló de ello a la distancia. Sí, escuchamos a gente que respetábamos, casi hasta el cansancio, cómo ostentaba su obnubilación y su impaciencia. Estábamos en crisis, terreno más que fértil para la creación. ¿Y qué hacíamos? Cobijábamos nuestras eternas noches de ocio con preguntas propias del encierro y la repentina suspensión de nuestro quehacer. ¿Por qué hacemos lo que hacemos? ¿Quién lo necesita tanto como nosotros? ¿A quién interesamos con lo que hacemos? ¿Y qué ocurrirá con ese interés? ¿Por qué no interesamos a quien grita por las calles que sí le interesamos? ¿Es todo nuestro ese compromiso o habría que repartir responsabilidades de una vez por todas? ¿Valdrá la pena intentarlo o mejor horneamos galletas y nos dedicamos a venderlas por internet? Por tal motivo y por muchos más, habernos topado con el trabajo y la envidiable visión e infraestructura humana y digital del TEATRO POLIVALENTE de San Luis Potosí, mientras ocultábamos un permanente gesto de incertidumbre tras nuestros respectivos cubre bocas fue, sin temor a equivocarnos, el suceso más determinante y gozoso que vivimos en BÚHO GRANDE TEATRO, compañía mexicana y estable de teatro independiente, aquel 2020 que nunca olvidaremos. Sí, precisamente porque ellos estuvieron ahí, siempre para apoyarnos e incentivarnos en todo momento, fue que escribimos, diseñamos, producimos, grabamos, editamos y estrenamos EL MUSEO DE LOS SIN RECUERDOS, uno de esos trabajos que nos llenan de orgullo, porque nos confrontaron con nuestro propio lenguaje, porque nos hicieron cuestionar nuestra poética y porque nos obligaron a desempolvar sueños y anhelos temerosamente empaquetados en nuestro armario de proyectos a realizar. Por esa razón y por muchas más, nos unimos a un merecidísimo aplauso de pie con motivo de sus primeros cinco años de vida. Levantamos muy alto las copas porque ha sido y seguirá siendo más que un placer para nuestra compañía encontrar a César Tapia y a su entusiasta y siempre dispuesto equipo de colaboradores, en todas y cada una de sus áreas. Larga vida para quienes actúan en consecuencia de lo que las artes escénicas representan para una sociedad como la nuestra: la contundente oportunidad de recordarnos a diario que la vida puede ser diferente. ¡Que vengan muchas más felicidades, de todo corazón…!


Juan Carlos Vives

Actor, director, compañía Búho Grande Teatro

11 vistas