Un espacio mágico, con la capacidad de convertirse en todos los espacios


Nuestro encuentro con el Teatro Polivalente y todos sus habitantes fue en 2017 a partir del Festival Teatro A Una Sola Voz, con la obra ¿Duermen los peces?, de Jens Raschke, bajo la dirección de Aracelia Guerrero con la actuación de Adriana Reséndiz. Para nosotros como Compañía Teatral ReNo fue una experiencia hermosa desde la llegada a esas impactantes instalaciones, nuestra llegada fue en la noche para dejar la escenografía, se abrieron las puertas de ese lugar y se llenaron nuestros ojos de belleza, la iluminación del espacio era realmente espectacular, la composición y transformación de un espacio de dolor en uno de encuentros artísticos es realmente fascinante.


Este era apenas el inicio, el Teatro Polivalente es un espacio teatral con unos recursos excepcionales, tanto técnicamente como en la conformación del equipo que forma parte del engranaje que logra que el fenómeno teatral suceda y llegue a buen puerto. Posteriormente y gracias a este primer encuentro, gestionamos una residencia de creación artística para el montaje de la obra La guerra de Klamm, de Kai Hensel, también bajo la dirección de Aracelia Guerrero y la actuación de Adriana Reséndiz. La experiencia no pudo ser más enriquecedora, dos semanas de trabajo arduo, bajo las mejores condiciones. Salón de ensayo, tiempo y disponibilidad para su uso y toda la logística necesaria para la realización de dos ensayos abiertos al público. Cuando las condiciones están a favor del proyecto, de la creación y todo está llevado a cabo desde una organización que se conoce, que tiene disposición e interés de apoyar, de hacer crecer un espacio, de generar una sinergia creativa; la experiencia para todos los involucrados es sumamente enriquecedora.


Y gracias a la confianza que nos brindaron logramos el apoyo de Fomento a proyectos y coinversiones culturales del programa de estímulos a la creación artística, y nuevamente pudimos volver con tres funciones de la obra ¿Duermen los peces?, ahora con funciones en la Black Box del Teatro Polivalente, un espacio mágico, con la capacidad de convertirse en todos los espacios. Hablar y pensar en el Teatro Polivalente del Centro de las Artes, es pensar en un apapacho, en cómplices que te abren la puerta, las ventanas, los espacios de su casa con toda la confianza de quien sabe que el trabajo en equipo es beneficioso para todos los participantes. Cuando hablamos de redes de apoyo, de redes culturales , de redes de confianza y trabajo en equipo definitivamente el Teatro Polivalente del Centro de Las Artes de San Luis es un gran ejemplo. Gracias infinitas por toda la confianza y el espacio abierto.


No nombramos a ninguno para nombrarlos a todos. ¡Gracias!


Teatro ReNo

18 vistas